beauty2 heart-circle sports-fitness food-nutrition herbs-supplements

3 satisfactorias recetas de guisos para ayudarle a hacer detox durante el Año Nuevo

En este artículo:


Un plan de comidas detox a corto plazo puede ser una oportunidad para recuperarse física y mentalmente después de un período de excesos durante la temporada de fiestas de fin de año. Puede ser una buena oportunidad para cambiar a hábitos más saludables. Evidencias anecdóticas sugieren que muchas personas podrían notar mejoras en sus niveles de energía después de una detox de corta duración. Realizar una detox podría reducir la ansiedad por consumir alimentos altos en azúcares. Algunos médicos creen que una detox puede mejorar la salud del sistema inmune.

Las recetas caseras de comidas detox son más sustentables, satisfactorias y más convenientes económicamente que las opciones envasadas. Las siguientes recetas de guisos tienen todo el sabor del caldo de huesos y variasespecias, y son fáciles de preparar cualquier día de la semana. Estas recetas también son aptas para congelar y se pueden recalentar rápidamente.

Receta guiso de lentejas con especias 

Esta recetalibre de gluten posee un aroma maravilloso gracias a la adición de especias comocúrcuma, paprika, canela, y nuez moscada. Mientras las lentejas  entregan proteínas, los vegetales verdes como la espinaca y la kale entregan vitaminas saludables. Con menos de 300 calorías por porción de 1 1/4 taza, este guiso se puede usar como bocadillo rápido o un almuerzo liviano durante un período de detox. Esta receta rinde para seis a ocho personas.

Ingredientes:

  • 3 cdas. de aceite de olivaaguacate, o semilla de uva
  • 2 tazas de cebolla picada fina
  • 1/2 taza de zanahorias picadas
  • 1 cda. de ajo fresco molido
  • 2 cdtas. de  comino
  • 2 cdtas. de cúrcuma
  • 2 cdtas de paprika
  • 2 cdtas. de sal
  • 1 cdta. de  canela
  • 1/4 cdta. de nuez moscada
  • 6 tazas de caldo de vegetales hueso (reservar 2 tazas para el final)
  • 1/2 kg de tomates picados en cubitos
  • 3 tazas de batatas peladas y cortadas en cubos
  • 2 tazas de  lentejaslavadas
  • 1/2 taza de jugo de limón
  • 4 tazas de espinaca o kale (o una mezla de ambas)
  • 1 taza de cilantro picado (1/2 taza para adornar opcional)

Instrucciones:

  1. Caliente el aceite en una cacerola a fuego medio hasta que comience a brillar. Luego, agregue la zanahoria y la cebolla. Cocine durante cinco minutos, revolviendo de vez en cuando.
  2. Agregue el diente de ajo a la mezcla y saltee por un minuto. Revuelva constantemente.
  3. Añada el comino, la cúrcuma, la paprika, la canela y la nuez moscada. Revuelva un minuto más para dejar que los sabores se mezclen e intensifiquen.
  4. Vierta los tomates picados y cuatro tazas de caldo de vegetales o de hueso, agregue las batatas y las lentejas lavadas. Tape la olla completamente y deje que el guiso hierva.
  5. Una vez hirviendo, reduzca el fuego al mínimo y deje que el guiso se cocine a fuego lento por aproximadamente 45 minutos completamente tapado. Mueva suavemente la olla cada 10 minutos para evitar que el guiso se queme.
  6. A los 40 minutos, revise la consistencia del guiso. Si está muy espeso, agregue las dos tazas restantes de caldo de vegetales o de huesos. A continuación, añada al guiso pequeños puñados de la mezcla de espinaca y kale, revolviendo de manera gradual hasta que se ablanden.
  7. Finalmente, añada el jugo de limón y 1/2 taza de cilantro picado si lo desea. Vierta el guiso en cuencos y adorne con un poco más de cilantro.

Receta de guiso de caldo de huesos y carne en olla de cocción lenta

Los huesos de vacuno y el caldo de huesos son buenas fuentes de colágeno. Investigaciones sugieren que el colágeno podría ayudar a reparar el recubrimiento estomacal y reducir la inflamación intestinal. Estudios adicionales sugieren que el caldo de huesos podría ayudar a mantener la salud articular y combatir la osteoporosis. El caldo de huesos es alto en un nutriente llamado glutatión, y algunos nutricionistas y especialistas en alimentación descubrieron que este nutriente podría ayudar a mejorar el metabolismo y ayudar a la salud del sistema inmunológico. Este guiso de caldo de huesos y carne es una opción suculenta para un programa de detox. Si no dispone de carne de vacuno, esta receta se puede preparar con pollo o pavo. Esta receta rinde para seis personas.

Ingredientes:

  • 1/2 kg de carne, pollo o pavo cortado en trozos
  • 2 a 4 huesos de vacuno, pollo o pavo
  • 4 zanahorias peladas y rebanadas
  • 4 patatas o batatas, peladas y cortadas en cubos
  • 4 nabos o chirivías, cortados en trocitos
  • 2 cebollas blancas o Vidalia, peladas y picadas
  • 4 dientes de ajo (o equivalente en ajo en polvo)
  • 1/3 de taza de perejilseco
  • 1 cdta. de jengibremolido
  • 1 taza de espinacas o kale
  • Jugo de 1 limón recién exprimido (opcional)
  • Sal de marpimienta negra recién molida a gusto

Instrucciones:

  1. En una cacerola grande, ponga a hervir 1 1/2 l de agua. Cuando el agua esté hirviendo, retire la cacerola del fuego y vierta el agua en la olla de cocción lenta. Añada los huesos de vacuno, pollo o pavo al agua en la olla de cocción lenta y luego asegure la tapa. Cocine los huesos a temperatura baja por un mínimo de 12 horas o durante toda la noche.
  2. Después de por lo menos 12 horas, retire la tapa de la olla de cocción lenta y retire los huesos. Quite toda la grasa o trozos de carne no deseados.
  3. Regrese los huesos limpios a la olla de cocción lenta y agregue el 1/2 kg de carne, pollo o pavo. Añada el perejil, el ajo, sal y pimienta. Vuelva a tapar la olla de cocción lenta y cocine la mezcla por tres o cuatro horas a temperatura baja o media.
  4. Después de tres o cuatro horas, retire la tapa. Agregue todos los ingredientes restantes (excepto la espinaca o kale y el jugo de limón). Revuelva todo, vuelva a tapar y cocine por una hora más a la misma temperatura o hasta que los vegetales estén blandos.
  5. Cuando los vegetales estén blandos, añada el jugo de limón y la mezcla de espinaca y kale. Deje que los vegetales se marchiten por alrededor de 30 minutos antes de servir.
  6. Sírvalo tibio en cuencos y disfrútelo. Este guiso es ideal para acompañarlo con una ensalada verde. Se puede servir sobre arroz, quinoa o una patata asada.

Receta de guiso liviano de vegetales

Este guiso liviano es para dejarlo satisfecho debido a su abundancia de vegetales como el calabacín, calabaza amarilla y tomate. Los tomates son ricos en licopeno, un nutriente que puede reducir el riesgo de enfermedades cardíacas. Estudios demuestran que el licopeno está asociado a la reducción de los niveles de colesterol, de la circunferencia de la cintura y de los niveles de adipocinas inflamatorias. Esta sopa es ideal como refrigerio entre comidas y se puede disfrutar incluso tarde en la noche, sin culpas. Si alguno de los ingredientes de la lista no estuviera disponible, puede sustituirlo según sea necesario. Esta sopa se puede adaptar fácilmente. Esta receta rinde para ocho porciones abundantes.

Ingredientes:

  • 4 tazas de caldo de vegetales
  • 1 calabacín grande, cortados en trozos o cubos
  • 1 calabaza amarilla cortada en trozos o cubos
  • 1 cebolla blanca o amarilla pelada y picada
  • 1/2 kg de tomates picados
  • 1 cdta. de sal
  • 1 taza de guisantes congelados
  • 1/2 kg de col picada
  • 1/2 kg de ejotes congelados (opcional)
  • 1/2 kg de quimbombó congelado en rodajas (opcional)
  • 1 taza de zanahorias picadas
  • 2 dientes de ajo picados
  • Jugo de 1 limón recién exprimido
  • Aderezo italiano a gusto
  • 1-2 tazas de agua, ajuste según sea necesario para regular la consistencia del caldo

Instrucciones:

  1. Ponga todos los ingredientes en una olla y revuelva para mezclar.
  2. Lleve a hervor y luego reduzca el calor a fuego lento. Cocine a fuego medio por dos horas o hasta que todos los vegetales estén blandos.
  3. Vierta el guiso en cuencos y decore con hierbas adicionales si lo desea. Sírvalo con ensalada verde y disfrute.

Artículos relacionados

Mostrar Todos

Nutrición

¿Está consumiendo más refrigerios que nunca? Tenga a mano estos 3 productos saludables

Nutrición

5 consejos para la salud intestinal: regularidad y cambios de horario

Nutrición

Productos esenciales saludables indispensables en la alacena